Lumbini, lugar de nacimiento de Buda

Descubre el lugar de nacimiento de Buda

 

Lumbini, como ciudad, si se le puede llamar así, no tiene mucho que ofrecer. Únicamente se compone de un par de calles con hoteles y restaurantes para acoger a los turistas y peregrinos que se acercan hasta el lugar de nacimiento de Buda. A parte de eso, no hay mucho más, y se encuentra bastante alejado de cualquier otro punto turístico o ciudad grande.

Maya Devi Temple Lumbini
Maya Devi Temple, lugar de nacimiento de Buda

¿Cómo llegar?

Desde Katmandú, Pokhara y Chitwan National Park (Bharatpur o Sauraha) hay autobuses turísticos que van directamente hasta Lumbini. Si lo que quieres es ir en bus local, prepárate para pasar bastantes horas dentro de él. Yo fui desde Pokhara con uno de ellos, y me llevó cerca de 15 horas, y tuve que cambiar de autobús en Butwal. Eso sí, la experiencia, digna de vivir: Desde tener a una señora sentada en mi regazo durante un par de horas, a ser alimentada a base de manzanas insistentemente, pelarme con un señor porque no quería tirar mi basura por la ventanilla o acabar con la cara negra (y algún que otro escupitajo) por llevar la ventana abierta para no morir de calor.

Una vez en Lumbini, es mejor llevar algún hotel reservado, al menos cuando estuve yo. No es que la oferta sea muy extensa, y si es tarde y te ven desesperado, subirán los precios considerablemente.

La visita al recinto te llevará todo el día. El recinto sagrado mide casi 5 km de largo y 2 de ancho, por lo que se necesita un buen rato para recorrerlo de arriba a abajo. En él se pueden encontrar una gran cantidad de templos, cada uno de un país diferente, como Camboya, Tailandia o Myanmar.

Recomiendo hacerse con un mapa del sitio para saber dónde se encuentra cada uno. En World Center for Peace and Unity encontrarás uno, a parte de información interesante sobre el lugar, los templos, las estatuas y toda la simbología que hay a lo largo del recinto.

El más importante, evidentemente, es el Maya Devi Temple, situado en uno de los extremos del parque, Sacred Garden. Cerca del año 563 AC la reina Mayadevi dió luz a Siddharta Gautama, más conocido como Buda, en esta localización. Hay bastante cola para entrar, y es el único templo en el que se necesita ticket (unas 200 rupias). Siguiendo la fila de turistas y peregrinos llegaréis a la piedra exacta donde supuestamente Buda nació. A su alrededor, los peregrinos se agrupan para meditar.

El otro extremo del parque lo corona la World Peace Pagoda, pero para llegar a ella hay que salir del recinto, pasar por todas las paraditas de souvenirs y caminar un poco más allá. Aunque sobre plano no lo parezca, el parque es enorme, por lo que os recomendaría hacerlo en bici o incluso contratar un tuktuk.

World Peace Pagoda Lumbini
Grupo de turistas se hacen fotos frente a la World Peace Pagoda en Lumbini

Yo empecé a hacerlo a pie, y en cuanto me cansé después de un par de templos, tuve la suerte de conocer un monje japonés que me enseñó todos los rincones del parque en su tuktuk, parando a meditar de vez en cuando y, sobretodo, haciendo muchísimas fotos en todos y cada uno de los templos. Aunque esperaba aprender mucho de él, su inglés no dió para mucho más que entender 4 palabras mal chapurreadas.

Los otros puntos de visita obligatoria, son la estatua de Buda situada al final del Jardín Sagrado, donde se concentra un gran número de gente; y The Eternal Peace Lamp, que lleva ardiendo desde 1986, el año Internacional de la Paz.

Estatua Buda y Eternal Flame Lumbini
A la izquierda, la estatua de Buda. A la derecha, la eterna llama

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.